La caída de un talud obliga a cortar un tramo de la carretera entre Icod y Garachico

Garachico/Icod de los Vinos

La TF-42 permaneció ayer cortada al tráfico. La caída de un talud, a media tarde del pasado lunes, dejó fuera de servicio la arteria principal que conecta la vertiente norte de Tenerife con la Isla Baja.

El incidente tuvo lugar en el punto kilométrico 6,2, concretamente, a la altura del barrio de El Guincho, un núcleo poblacional que está ubicado entre los términos municipales de Icod de los Vinos y Garachico.

El tráfico se desvió hacia El Tanque a través del enlace del anillo insular. Heriberto González, alcalde de Garachico, señalaba ayer al periódico El Día  que “en las próximas horas se van a realizar trabajos específicos en la zona para determinar el estado real de la ladera -el Cabildo de Tenerife confirmó que una empresa especializada en operativos verticales se hará cargo de esa revisión-, sobre todo para ver si existen otros trozos que pueden caer sobre la vía. Si es así, habrá que desprenderlos de forma intencionada para evitar que se repitan situaciones como las del pasado lunes”, aseguró el primer edil sin olvidar que “el final de 2018 no ha sido bueno para Garachico, pero ese parece ser el sino de un municipio que sabe reponerse a los distintos contratiempos naturales”, rescató en referencia al fuerte mar de leva que arrasó el litoral en noviembre del año pasado.


Primeras medidas de protección (Foto: Ángel Hernández)

González agradeció que el alcalde de Icod, José Ramón León, hubiera mandado una pala mecánica para despejar un carril que se pudiera usar en caso de emergencias, destacó el hecho de que “no se hayan producido desgracias personales. Además, esa vía que se habilitó no se ha tenido que utilizar en las últimas horas”.

Durante la tarde-noche del 31 de diciembre y ayer día 1 de enero se realizaron algunas operaciones en la zona afectada por el derrumbe, pero el grueso de las mismas se llevarán a cabo hoy. “Esta es una vía muy transitada por los vehículos que traen suministros a los municipios de Garachico, Los Silos y Buenavista del Norte, es decir, que los trabajos no se pueden demorar. Eso sí, hay que analizar bien las posibles grietas antes de restablecer la circulación”, comentó González.

Desde primeras de esta mañana de miércoles, este tramo de la TF42 está siendo examinado y asegurado desde el servicio de carreteras del Cabildo a través de una empresa especializada en trabajos verticales. Se trabaja con la máxima urgencia para abrir de nuevo la vía al tráfico.

Sin incidencias en la programación festiva y cultural

Los dos grandes eventos programados por el Ayuntamiento de Garachico en la noche de fin de año y el día de año nuevo no se vieron afectados por este corte de la TF42.

Desviándose el tráfico de vehículos procedente de Icod por Las Canales y El Tanque, tanto la Fiesta de Fin de Año como el Concierto de Año Nuevo de Tenerife registraron un lleno absoluto de público.

Fuente: El Día y Redacción El Periódico de Ycoden Daute