Fidela Velázquez: “Iremos a juicio porque tenemos la conciencia tranquila”

San Juan de la Rambla

La alcaldesa de San Juan de la Rambla, Fidela Velázquez (PSOE), y el concejal de Hacienda, Cayetano Silva (PSOE), rechazaron hace días la posibilidad de llegar a un acuerdo extrajudicial con la Fiscalía para poner fin al proceso abierto por una indemnización de 4.220 euros abonada a un medianero, por una presunta deuda del ayuntamiento, y por un decreto de pago de horas y trabajos extraordinarios a empleados municipales que “nunca llegó a aplicarse”.

Velázquez declaró al periódico El Día que “alcanzar un acuerdo sería asumir que hemos cometido algún delito y, como creemos que no es así, iremos a juicio porque tenemos la conciencia tranquila”.

“Solo acudimos a la llamada de la jueza para certificar que no hay acuerdo y que quedamos a la espera de la apertura de juicio oral”, detalló Velázquez.

“Seguimos sin entender cómo es posible que este asunto haya llegado a la vía penal, señala la alcaldesa. Respecto al decreto de pago de gratificaciones a empleados municipales, nunca se aplicó, por lo que no puede existir ningún delito ni ninguna irregularidad”.

“En el pago de la indemnización que entendimos que el Ayuntamiento de San Juan de la Rambla debía al medianero de unos terrenos que se compraron, tampoco consideramos que exista delito. Si acaso algún defecto de forma que podría aclararse en la vía contencioso administrativa”, afirmó la mandataria socialista.

“Seguimos adelante porque estamos convencidos de que no hay delito ni ganas de delinquir”, apuntó Velázquez, quien insiste en que “de todas las presuntas irregularidades que se denunciaron con la intención de hacer daño, sólo se han mantenido estas dos cuestiones”.

Velázquez lamentó que este asunto haya pasado ya por las manos de “tres fiscales diferentes” y mostró su confianza en que la justicia determinará finalmente que no han cometido ningún delito.

El exedil socialista Víctor Manuel García tampoco aceptó ayer llegar a un acuerdo para evitar la celebración del juicio.

Fuente: El Día