El PP de San Juan de la Rambla denuncia el estado ruinoso del mirador de Mazapé

San Juan de la Rambla

La concejala portavoz del PP en el consistorio de San Juan de la Rambla, Liria Falcón, realizó esta petición a la consejera popular en el Cabildo de Tenerife, Natalia Mármol, en la visita que realizó al municipio para lograr que “la localidad no quede relegada a la última posición en las políticas insulares”.

Liria Falcón, muestra su preocupación por “la ausencia y pasotismo de la alcaldesa socialista, Fidela Velázquez que no solo la ha llevado a un abandono de todas las competencias municipales sino que se ha desentendido en no exigir a sus compañeros gobernantes en la Institución Insular ofrecer soluciones al abandono de inmuebles competencia del Cabildo en este municipio”.

En el mismo sentido se ha referido la consejera del PP en el Cabildo de Tenerife, Natalia Mármol quien aseguró que “lucharán y denunciarán cualquier tipo de abandono que sufran las infraestructuras insulares, como es el caso que nos ocupa en San Juan de la Rambla”.

Falcón “siente tristeza cuando observa la incapacidad de este gobierno local con el patrimonio de todos y no son conscientes de las necesidades de inversión y respeto que merecen los vecinos de esta localidad”.

El mirador de Mazapé, se localiza en la parte alta del municipio. Desde este lugar se contemplan vistas de gran belleza de toda la costa norte de la isla de Tenerife. A su alrededor los valores naturales de tres espacios naturales protegidos compiten entre ellos: Sitio de interés científico del Barranco de Ruiz, Paisaje protegido de los Campeches y Tigaiga.

Para Liria Falcón “es una pena, desidia y falta de voluntad que el inmueble que nos ocupa esté en ruinas. Cuenta con un amplio aparcamiento, planos informativos exteriores de la zona, restaurante, paseo, zonas ajardinadas y terraza en la parte alta, hoy en total abandono”.

El grupo popular en el Cabildo exigirá que “se ejecute un nuevo proyecto y que se prioricen las actuaciones de restauración y recuperación en este espacio protegido”.

El mirador del Mazapé costó 725.000 euros y se inauguró en marzo de 2005. Con unas vistas privilegiadas de todo el Norte de Tenerife, esta instalación preparada para funcionar como restaurante estaba llamada a convertirse en uno de los atractivos turísticos de la zona alta. Después de tres concesiones administrativas fallidas por el aislamiento y su difícil acceso, esta instalación del Cabildo  está cerrada y abandonada desde 2011.